Se hace camino al andar

POR- ELI MILÁN

Mi nombre es Elizabeth Milán, profesionista en turismo. Amante y participe del turismo de naturaleza. Mi pasión la creación de productos turísticos sustentables para mostrar a otras personas lo hermoso y diverso que es México.

Te mostraré algunas de las mejores experiencias aventureras en mí vida, a través de los artículos de mi blog.

Además te compartiré cómo a través de mis aventuras descubrí mi vocación. Ayudar a las personas que más lo necesitan, terminó siendo de las experiencias más generosas que la vida me ha otorgado.

Las ideas tienen la mala costumbre de estar separadas de la realidad por un conjunto de acciones y algo de tiempo. Cuando alguien se le ocurría una idea nueva o tenía la insensatez de comentarla, la catalogaban como una solemne tontería y su autor corría el riesgo de ser tomado por un loco. Y corría el riesgo aún mayor, de dejar de creer en su idea… Sólo quienes tras tener una idea tienen alguna vez el valor de llevarla a cabo, fracasar, seguir intentándolo  y no desfallecer hasta conseguir resultados y entonces compartirlos con la humanidad, construyen una nueva realidad (…)

José María de la Torre Maroto. Magia para Vender

Evoluciona en tu forma de viaje e involúcrate profundamente a cualquier lugar al que te aventures.

Lo que no existe, se crea y lo que se crea, se transforma

¿Estrella de rock and roll, Presidente de la Nación?

Me gusta mucho pensar que debemos y podemos crear una vida, ser felices y compartir esa felicidad de la mejor manera.

Cuando era niña no tenía una vocación específica, ni siquiera sabía que debía preocuparme por ello. Hoy me doy cuenta que las experiencias vividas en mí niñez y adolescencia me ayudaron a elegir una carrera afín a mis gustos e intereses: Administración de Recursos Turísticos.

En el transcurso de mi carrera, pero por cuenta propia, experimente y viví aventuras que sigo recordando con mucha alegría.

La mejor inversión de mi vida ha sido y es viajar

Formando mi vocación

En Guanajuato fui voluntaria en uno de los grupos pertenecientes a la Asociación de Scouts de México. Mi función: Subjefa de la sección de Tropa Scout, adolescentes de entre 10 a 14 años; mantenerlos activos e inyectarles conocimientos, técnicas y experiencias positivas, fue todo un reto. Aquí también aprendí que no era necesario saberlo todo pero sí buscar a quién supiera algo que yo no, y pudiera transmitírselo a «mis niños» con actividades DURAS: Desafiantes, Útiles, Recompensantes, Atractivas y Seguras. El firme objetivo: empoderarlos.

Esta es de las experiencias más valiosas que tengo. Viaje mucho, conocí zonas naturales hermosas, hice amigos entrañables, de todas las edades y de muchas partes de México.

De forma paralela comencé a colaborar con un compañero de la universidad organizando viajes para el público en general. Ciudad de México, Michoacán, San Luis Potosí, fueron nuestros principales destinos. Increíbles y fascinantes paisajes. Con una profesión (en construcción), visión y propósitos diferentes decidí abandonar dicha colaboración.

Llegó el momento de decidir dónde haría mis prácticas profesionales. El Turismo de Naturaleza ya se había vuelto parte de mí, de mi vida. Yo quería aprender de y con los mejores. Así que investigue…

Para mi sorpresa descubrí que uno de los estados y destinos más profesionales en cuanto al turismo de aventura es Nuevo León. Gracias al apoyo de mi familia, de Alan (amigo scout), amigos y de mi familia adoptiva.  Tuve oportunidad de conocer contrastes naturales impresionantes. Fue conocer, abrir los ojos, y todos mis sentidos a experiencias que aún no comprendía en su totalidad.

La mente que se abre a nuevas ideas, jamás volverá a su tamaño original

Albert Einstein

Al finalizar mi carrera me di cuenta que académicamente, no me había preparado para emprender sino más bien para emplearme.

Afortunadamente, había vivido experiencias invaluables y conocido personas que me ayudaron a  potenciar mis habilidades, talentos y a descubrir específicamente mi vocación: Turismo de Naturaleza.

Regresar a Guanajuato y aplicar lo que había aprendido no sería cosa fácil. Investigando profundamente, muy profundamente, ante la escasa información, logré encontrar a la mejor empresa de turismo de naturaleza en Guanajuato.

Rodéate de personas con la misma visión que tú… o similar a ella

Conocí zonas y lugares de mi estado más a fondo. Descubrí y reafirme lo increíble que es Guanajuato. Historia, arquitectura, tradiciones, gastronomía, artesanías, colores y sabores, y lo que más me fascina: naturaleza.

Durante un año estuve colaborando totalmente por dar a conocer el Turismo de Naturaleza en Guanajuato… no fue cosa fácil.

Siendo que en Guanajuato este tipo de turismo no era aún muy conocido y por consecuencia poco promocionado.

Una pequeña desviación

Decidí trabajar complementariamente en un hospital, por las facilidades con las que me permitiría continuar trabajando en ambos lugares.

Por miedo y un poco de presión psicológica, al haber terminado mi carrera y no tener una buena estabilidad económica, me llevó a tomar decisiones de mucho aprendizaje.

Menuda experiencia. Fue un año lleno de tremendas frustraciones, enojos, nostalgias. Estar en un lado anhelando estar en otro, o peor aún no estar en ninguno.

Cuando naces en un mundo en el que no encajas, es porque has nacido para crear uno nuevo.

Retomando mi camino

Los cambios siempre dan miedo, por la incertidumbre que provocan, pero te aseguro que es mejor arriesgarte a cumplir tus sueños.

Luego de tocar fondo, meditar y decidir lo que YO quería hacer de mi vida, deje el hospital.

Que el miedo sea un propulsor y no un freno

Tal parecía que la vida me ha puesto un reto y he superado la primera prueba.  Ahora es cuando podré batallar, tal vez frustrarme, llorar, quejarme… pero… con lo que yo decida. Crear una vida, mi vida.
Continuar viajando, idear, desarrollar y aplicar proyectos, donde sé que es adecuado. Que si algo sale mal podré solucionarlo. Quiero ser y seré la responsable de mis decisiones, de mis acciones.

No abandones un sueño por el tiempo que llevará, recuerda que el tiempo pasará igual

Continuar aprendiendo con y de las personas de las comunidades; apoyarlas, si me lo permiten. Quiero seguir coleccionando memorias y tener el tiempo que decida para estar conmigo, con mi familia y amigos, o que ellos estén conmigo (son más que bienvenidos al lugar en dónde me encuentre).

El Universo conspira

Te comparto que en Guanajuato he encontrado un fascinante y espectacular destino. Comienzo con mucha energía, creatividad y entusiasmo.

Hoy más que nunca sé que el universo conspira, y que cuando lo quieres, lo tienes.
Este año, vienen más sorpresas que iré develando poco a poco…

He llegado aquí, a un lugar «desconocido». Guiada por un vídeo, un libro de geografía, otro más de historia, nuevos amigos, compañeros y aliados… y  por supuesto la locura que siempre me acompaña, y pido que nunca me abandone…

 

 

 

 

Anuncios